Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

El actor y cómico Dani Rovira nos cuenta lo que ha vivido cuando su perro Buyo escuchó petardos.

¡Basta ya de petardos!

Seguro que sabes de lo que está hablando porque lo has vivido en carne propia, como es nuestro caso o porque conoces algún caso que ha pasado en tu ciudad. Por suerte en este caso no ha ocurrido nada grave. Pero desgraciadamente en otros casos el final no es tan feliz.

Dani Rovira denuncia a través a su cuenta Instagram lo mal que lo ha pasado su perro estos días por culpa de los petardos. «Si supierais el miedo que nos da… no tirarías petardos», es el claro mensaje que ha publicado sobreimpresionado sobre la imagen de su perro, Buyo, abatido y triste.

«Anteayer casi le da algo a Buyo en la calle mientras lo paseaba. Si le pasa estando suelto en un parque, seguramente hubiera huido despavorido, con lo peligroso que puede ser eso para él y para cualquiera. Cuando llegué a casa se puso a temblar, a jadear, hiperventilar e incluso vomitó», denuncia Dani Rovira sobre lo que le pasó a su perro tras oír, y sufrir, la explosión de petardos en la calle.

 

 

«Algo deja de ser divertido en el momento en el que puede causar un trauma o herir a un ser vivo. Probad a jugar al pilla pilla, a las estampas, a leer un libro o a cualquier cosa que no haga daño. Es una petición que hacemos los que amamos a los animales, una petición hacia los niños y sus padres. Mil gracias. Que paséis unos días maravillosos», concluye el actor.

Hace tiempo ya hemos puesto un post sobre esto pidiendo ¡Métete los petardos por el culo! Y además nos gustaría ver esta foto en todos los sitios que venden petardos.

Nos preguntamos ¿qué gracia tiene este ruido exagerado que más que alegrar asusta a muchos niños, mayores y animales y porqué no se frena?

Share Button