Thiago era un bulldog de sólo 14 meses que se fué de vacaciones con su familia desde Tenerife a La Gomera con la compañía  Naviera Armas. Pero su viaje no fue con final feliz. Ni para él, ni para su familia que lo llora y lo está pasando muy mal.

 

Actualización: Están intentando por la vía legal que cambien las condiciones para viajar. Necesitan nuestras firmas. Desde lo ocurrido los perros viajan en cubierta. ¡Va por tí Thiago!

Cuando Yurena, dueña de Thiago, comenzó su viaje ya no lo hizo de buena gana. Al subir en el barco de Naviera Armas no la dejaron ir con su perro en cubierta como en otra ocasión. Esta vez debía quedarse en la bodega en una jaulas situadas en los garajes, a pocos centímetros de  los coches y camiones, rodeadas de ruidos y gases de tubos de escape y de dudosos cierres e  higiene. Además de todo eso no se le permitió ir a ver el estado del pobre Thiago durante el trayecto.

Aquí estan recogiendo firmas.

 

Este es duro y triste relato y la experiencia de Yurena.  Recién llegado a casa.

“17 de Agosto, ese día me despierto con mis dos hijas en casa. Recién llegadas de pasar unas Vacaciones con sus abuelos en otra isla… pero ya por fin era nuestro momento y yo empezaba a disfrutar de mis vacaciones. Ahora nos íbamos a la Isla de La Gomera; mi chico, mis niñas y mi “niño macho” (Thiago) Ese es mi perro, un bulldog inglés q era uno más de la familia, el hermano pequeño de mis hijas…
Ese día por la tarde viajábamos en barco. Al subir a él, en pleno Agosto, contábamos con unos 38 grados de temperatura, lo q hacía q aumentáramos los cuidados a nuestro pequeño. Cuando subimos al barco, un tripulante nos dice que Thiago tiene que ir situado en un jaulón que està situado en la zona del garaje de los coches. Al bajarle vimos que apenas entra ventilación.
No nos quedo otro remedio que dejarle allí con gran pesar porque el barco ya estaba empezando a zarpar y no nos podíamos bajar.
A mitad de la travesía (pasados unos 20 minutos) solicitamos bajar para comprobar que todo iba bien pero otro tripulante nos dijo que en travesía estaba totalmente prohibido bajar, pero que me tranquilizase que ellos tenían video vigilancia en toda esa zona y si hubiese pasado algo ya nos habían avisado.
Finalmente acaba la travesía y nos dejan bajar (travesía de 50 minutos aproxm). Al llegar al jaulón, nos encontramos a Thiago tirado en ese suelo. ¡Se había vomitado y estaba en medio de sus propias necesidades!.¡¡¡ Repito, tirado en el suelo, con la lengua totalmente azul y por fuera y convulsionando!!! Tenía a mis hijas (4 y 7 años) al lado. Ellas gritaban pidiendo ayuda y lloraban, yo corrí a buscar ayuda y Alex (mi novio) buscaba agua para refrescarlo, hacia lo q podía en aquel espacio reducido en el q estábamos… en medio de aquel garaje encuentro a “alguien de la compañía” le digo que me acompañe q mi perro se estaba muriendo, éste al llegar a los pies de Thiago me mira y me dice ¿”que quiere q haga yo señora”? El resto de viajeros que iba con nosotros, nos ayudan en lo que pueden. Nos dan más agua, toallas mojadas y apartan sus propios coches para que seamos nosotros los que bajemos primero…

Estamos en otra isla q no es la nuestra y pedimos ayuda para buscar el veterinario más cercano, nos queda a 5 minutos de distancia de donde estamos.¡Que 5 minutos más largos, parecía que nunca llegábamos! Thiago agonizaba en los brazos de Alex, las niñas lloraban sin consuelo y yo conducía. El veterinario nada más llegar (20:20horas) le toma la temperatura y ya iba por 44 grados cuando 

informe veterinario

informe veterinario

decidió no seguir con la toma y darle de inmediato un baño. A las 23:35 horas el veterinario nos informa que Thiago sigue sin atención a estímulos, en estado comatoso y que ahora tiene diarrea con sangre. Las esperanzas de vida apenas llegan al 1%.

No no lo podemos creer, dentro de nuestra cabeza nos intentamos creer que nuestro pequeño (14 meses de edad) iba a ser fuerte para volvernos a casa pero a las 00:16 hr ya ese 1% desaparece, mi niño entra en PCR (Parada Cardio Respiratoria) de la cual no supera. Thiago fallece a causa de un golpe de calor, por viajar en una jaula no acondicionada para ningún ser vivo, donde no nos dejaron bajar a verle... ¿dónde están aquellas cámaras de vídeo vigilancia de la que me hablo aquel tripulante? Nadie vio que Thiago se estaba asfixiando? ¿Nadie vio que mi pequeño sufría? Pues la respuesta a eso aún no la sabemos.
El día 19 de Agosto un superior de la Naviera se pone en contacto conmigo para decirme que lamenta lo ocurrido y que intentarán investigar el caso. Lo siento pero esa respuesta a mi no me alivia nada. ¿Alguien se olvidó del estado en el que podían estar mis hijas al estar viviendo esto?
Ya Thiago había fallecido y en esta isla no incineran ni entierran a los animales (legalmente). Con lo cual, por si fuera poco, tenemos que disponernos nosotros a hacerlo. Buscar un lugar que creamos “poco transitado” y hacer nosotros mismos “el maldito agujero” donde enterràbamos nuestras ilusiones, nuestra mascota, el mejor amigo de mis niñas, mi niño… el rey de casa (entre tanta niña).
Así tuvimos que acabar con lo que creíamos que iba a ser nuestras vacaciones en familia.
Aquí seguimos a día de hoy, la naviera no me ha vuelto a llamar.
Ahora es la Televisión y la Radio la que nos llama para publicar la noticia pero yo quiero algo más que eso.
¡¡QUIERO JUSTICIA POR LA MUERTE DE THIAGO!!, ¡¡QUIERO JUSTICIA PORQUE NADIE NOS HA LLAMADO PARA VER COMO ESTAMOS O ESTÁN MIS HIJAS, AQUELLAS NIÑAS QUE GRITABAN EN EL BARCO!! ¡¡QUIERO JUSTICIA PARA QUE NINGUNA FAMILIA MÁS SUFRA ESTA PÉRDIDA!!,¡¡QUIERO JUSTICIA PORQUE NINGÚN ANIMAL SE MERECE MORIR Y MENOS EN LAS CONDICIONES QUE HICIERON PASAR A THIAGO!!. ¡¡QUIERO JUSTICIA PORQUE LO SUCEDIDO A MI PERRO NO ES UNA NOTICIA, ES UNA DESGRACIA!!… ¡¡QUIERO JUSTICIA PORQUE LA ÚNICA AYUDA QUE TENEMOS ES LA DE LAS PROTECTORAS DE ANIMALES  QUE DESINTERESAD AMENTE SE HAN PUESTO EN CONTACTO CON NOSOTROS BRINDÁNDONOS AYUDA SIN PEDIR NADA A CAMBIO!!… ¡¡PIDO AYUDA PORQUE GRACIAS A ESTA GENTE Y A PERSONAS PARTICULARES QUE NOS ESCRIBEN SIN CONOCERLES NOS SIRVEN DE MULETA PARA LEVANTARNOS DE NUEVO Y PEDIR JUSTICIA!!!
Gracias a ese apoyo y al de nuestra familia podemos seguir adelante, nos ayudan a difundir nuestra historia pero luego llega la “hora mala” las niñas se van a la cama y es el único momento que me queda para desahogar mi duelo… Que vacío tan grande siento, me falta uno de mis pequeños, éramos familia numerosa y ya nosotros estábamos acostumbrados a vivir así, los planes se hacían contando con todos. Ahora adaptarnos a la nueva vida, volvemos a ser 3, se fue nuestro compañero.
Al dirigirme a la Oficina de la Naviera, les pido el libro de reclamaciones y nos dan una hoja “de queja interna” es decir, queja que sólo leería la Naviera sin pasar por delegación de consumo… ¿podemos sentirnos peor aún? ¿Podemos perder más los nervios? Finalmente nos las dan porque tuvimos que ir a buscar a un Policía que intervino.
Sigo en la isla, en dos días de vuelta a casa pero dejo aquí a uno de mi casa, Thiago se queda aquí… No tengo mas dolor que pasar, mi cabeza no descansa, las preguntas que me hago una y otra vez ya no encuentran respuesta… Me siento vacía, no hay alivio, sólo la obligación de poner buena cara delante de estas dos pobres inocentes y esperar a que los nudos bajen.”
14081187_1177022455689516_1536441271_n
Esta es la situación que muchos podemos vivir al viajar con nuestros perros. En aviones, autobuses, barcos…..etc. Algunas protectoras  y asociaciones ya están avisando del tema como Pro Animales Gomera. Este es el enlace.

¡La naviera a intentado que esto no se sepa y no lo podemos permitir! ¡Tiene que enterarse todo el mundo de lo ocurrido!

¡Basta ya! ¡Que la muerte de Thiago sea la última en estas horribles condiciones!¡ y que ninguna familia más tenga que pasar por esto!

Share Button